sábado, 7 de diciembre de 2013

INMACULADA MADRE DE LA IGLESIA


TODO EL MUNDO EN GENERAL
 A VOCES REINA ESCOGIDA
 DIGA QUE SOIS CONCEBIDA
 SIN PECADO ORIGINAL
 
 
 
 
 
Bendita sea tu pureza
 y eternamente lo sea,
 pues todo un Dios se recrea
 en tan graciosa belleza.
 A ti, celestial princesa,
 Virgen sagrada María,
 te ofrezco desde este día
 alma, vida y corazón.
 ¡Mírame con compasión!
 ¡No me dejes, madre mía!
 

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada

Nota: solo los miembros de este blog pueden publicar comentarios.